El PCPE en los actos de la Iniciativa Comunista Europea por el 72º aniversario de la Gran Victoria Antifascista de los Pueblos

993
Representantes de los partidos de la Iniciativa Comunista Europea. Berlín, 72º aniversario de la Gran Victoria Antifascista de los Pueblos.

El pasado 7 de mayo, las organizaciones del Partido Comunista de Turquía (TKP) y del Partido Comunista de Grecia (KKE) fueron anfitrionas de un importante acto de la Iniciativa Comunista Europea con motivo del 72 aniversario de la Gran Victoria Antifascista de los pueblos.

Las delegaciones de los Partidos de la Iniciativa realizaron una visita al Memorial Soviético situado en el Parque Treptower, construido en memoria de los más de cinco mil soldados soviéticos que perdieron la vida en la Batalla de Berlín. Los representantes de la Iniciativa Comunista Europea realizaron un sentido homenaje a los hombres y mujeres que hicieron posible derrotar al nazi-fascismo, ante la imponente estatua del Soldado Soviético que preside el Memorial.

Las actividades continuaron con un acto público en el que el PCPE estuvo representado por el camarada Raúl Martínez (Secretario del Comité Central), en el que intervinieron los siguientes partidos hermanos:

  • Partido Comunista Obrero Ruso.
  • Partido Comunista Obrero de Bielorrusia – Sección del PCUS.
  • Partido Comunista Revolucionario de Francia.
  • Polo del Renacimiento Comunista en Francia.
  • Partido Comunista de Grecia.
  • Partido Obrero de Irlanda.
  • Partido Comunista, Italia.
  • Partido Socialista Obrero de Croacia.
  • Partido Comunista de Noruega.
  • Partido Obrero de Hungría.
  • Partido Comunista de Polonia.
  • Partido Comunista de Suecia.
  • Partido Comunista de Turquía.
  • Partido Comunista de los Pueblos de España. 

El acto estuvo amenizado por un concierto en el que se cantaron diferentes himnos y canciones antifascistas de los distintos países, finalizando la actividad con el canto de La Internacional en diferentes idiomas. 

A continuación, reproducimos la intervención del PCPE en esta importante actuación internacionalista.

Raúl Martínez, Secretario del PCPE, en los actos de la Iniciativa Comunista Europea por el 72º aniversario de la Gran Victoria Antifascistas de los Pueblos.

CONTRIBUCIÓN DEL PARTIDO COMUNISTA DE LOS PUEBLOS DE ESPAÑA

Queridos camaradas:

Les traslado un fraternal saludo revolucionario en nombre del camarada Ástor García, Secretario General del PCPE y de todo nuestro Comité Central. Para los comunistas españoles es un honor y un deber internacionalista participar en este acto de la Iniciativa Europea de Partidos Comunistas y Obreros por el 72 aniversario de la Gran Victoria Antifascista de los Pueblos.

Significación de la guerra de liberación antifascista en el año del centenario de la Gran Revolución Socialista de Octubre 

Como ustedes conocen, en España se libró la primera batalla de la II Guerra Mundial. El golpe de estado fascista contra la II República Española tuvo como primer objetivo golpear al movimiento obrero revolucionario de nuestro país tras la Revolución de Octubre de 1934, en que el proletariado fue capaz de tomar el poder en Asturias durante catorce días.

Los golpistas contaron con el apoyo de los nazis alemanes y de los fascistas italianos y portugueses. Nuestra clase obrera, nuestro pueblo, alzado en una Guerra Nacional y Revolucionaria contra el fascismo, contó con el apoyo de la Internacional Comunista, en cuyas Brigadas Internacionales se enrolaron miles y miles de los mejores hijos de la clase obrera de decenas de países, que dieron uno de los mayores ejemplos de internacionalismo proletario que haya conocido la Historia; un ejemplo que los comunistas españoles jamás olvidaremos. Como tampoco olvidamos la ayuda internacionalista que la Unión Soviética prestó a nuestra clase obrera, a nuestro pueblo y a nuestro Partido, tanto durante la Guerra Nacional Revolucionaria como después de ella.

La celebración del Día de la Victoria Antifascista reviste especial importancia en el año en que celebramos el 100 Aniversario de la Gran Revolución Socialista de Octubre, pues sin la inmensa contribución de la Unión Soviética y del movimiento comunista internacional, no hubiera sido posible derrotar al nazi-fascismo, tanto en los frentes de guerra como en la lucha guerrillera y la resistencia tras las líneas enemigas, en la que participaron más de 40 mil soviéticos en acciones de lucha antifascista en Polonia, Checoslovaquia, Yugoslavia, Francia y otros países europeos.

El triunfo antifascista de los pueblos fue posible porque el proletariado soviético había roto el hielo con la toma del poder y construía el socialismo-comunismo, convirtiéndose en sostén de la lucha revolucionaria de la clase obrera de todos los países y, finalmente, y a pesar de la complicidad de las potencias capitalistas, en la tumba del nazi-fascismo.

El imperialismo tiende a la reacción en todos los terrenos

Las condiciones en que se incubó el fascismo siguen presentes. El imperialismo, como advirtiera Lenin, tiende a la reacción en todos los terrenos. En condiciones de crisis capitalista, se intensifican las contradicciones entre las potencias imperialistas, que se han lanzado de nuevo a una nueva guerra por el reparto del mundo. Hoy se libran decenas de guerras comerciales, decenas de enfrentamientos más o menos directos entre esas potencias, que se lanzan de nuevo a una carrera armamentista y han comenzado ya los enfrentamientos militares directos e indirectos, que en el plano ideológico van acompañados de un giro abiertamente reaccionario.

La guerra imperialista es la continuación de la política imperialista por medios, precisamente, violentos. Los comunistas estamos de nuevo convocados a enfrentar el peligro de una guerra imperialista generalizada. Debemos aprender de nuestra propia experiencia. Un siglo después, no podemos volver a caer en el error de situarnos detrás de tal o cual burguesía, no podemos cometer el error de luchar bajo bandera ajena.

La lucha contra la Unión Europea

La Unión Europea es una alianza entre capitalistas organizada, en su momento, contra la Unión Soviética, contra el campo socialista y contra el movimiento obrero de nuestros países. De ahí su carácter reaccionario como unión interestatal de estados capitalistas.

La clase obrera no tiene nada que ganar con la Unión Europea, que desde su misma fundación contribuye además a falsear la historia, a banquear el fascismo y a tratar de borrar la memoria antifascista de la clase obrera y de los pueblos y la contribución determinante de la Unión Soviética y del movimiento comunista a la victoria antifascista que hoy celebramos.

Por tanto, nuestro Partido cree que una de los primeros deberes del movimiento obrero de cada país es luchar contra sus propios imperialistas y contra sus alianzas. Debemos intensificar la lucha para la retirada de nuestros países de la esa alianza criminal que es la Unión Europea, en la perspectiva del poder obrero y de la construcción del socialismo-comunismo.

Ni tierra, ni mar, ni aire para los imperialistas

Al mismo tiempo, es nuestra obligación luchar contra las alianzas militares en que participan nuestros países. Como ustedes saben, los dos destructores estadounidenses, el USS Porter y el USS Ross, que protagonizaron el ataque criminal a Siria el pasado 7 de abril, partieron de la Base Naval de Rota. Una base militar estadounidense construida durante el franquismo, tras los Pactos de Madrid suscritos en 1953 con los Estados Unidos, con la complicidad posterior de los Gobiernos del PSOE y del Partido Popular.

Es necesario intensificar nuestros esfuerzos coordinados en una lucha tenaz y sistemática contra la guerra imperialista, contra las alianzas militares como la OTAN en la que participan nuestros países. El movimiento obrero debe implicarse decididamente en esa lucha, debe situar en su programa la retirada inmediata de nuestros países de esas alianzas, luchando por el desmantelamiento de las bases militares de la OTAN, como una contribución decisiva a la lucha por la paz mundial.

Una lucha que, en esencial, es una lucha contra el capitalismo, pues no es posible derrotar los planes agresivos del imperialismo sin derrotar al sistema imperialista. Queremos anunciarles que el próximo 20 de mayo, nuestro Partido organiza un gran acto contra la guerra imperialista, bajo la consigna de ¡Ni tierra, ni mar, ni aire para los imperialistas!, que entendemos como el inicio de una lucha sin cuartel de nuestra clase obrera contra la participación de España en la OTAN y en la guerra imperialista.

Luchar contra el fascismo y la guerra es luchar por el derrocamiento del capitalismo 

Como conclusión de nuestra intervención queremos señalar que no es posible enfrentar con éxitos la guerra imperialista y el incremento de la reacción mundial, sin enmarcar esas luchas en la acción general del movimiento obrero revolucionario contra el sistema imperialista, por el derrocamiento del poder capitalista y por el poder obrero y popular, por el socialismo-comunismo.

Hoy, como hace 72 años, el poder de la clase obrera es la única garantía contra un nuevo auge criminal del nazi-fascismo y contra el horror de la guerra imperialista. No cabe luchar bajo bandera ajena, no cabe elegir el mal menor. En el 100 Aniversario de la Gran Revolución Socialista de Octubre, es nuestro deber continuar el camino emprendido en su día por el proletariado ruso con el Partido Bolchevique al frente, sólo así podremos vencer a la barbarie y emprender lla humanidad un futuro emancipado.

Muchas gracias.

Berlín. 7 de mayo, 2017.