Ante la moción de censura a la gestión liberal, nuestra moción es al capitalismo

0

Tras dos días de debate parlamentario, ha sido rechazada la moción de censura planteada por Unidos Podemos contra el presidente del gobierno del PP, Mariano Rajoy, que proponía a Pablo Iglesias como alternativa. 

Se sabía que la moción como tal no prosperaría, pero su objetivo no era lograr el cambio de Gobierno, sino fundamentalmente disputar el liderazgo del campo socialdemócrata al PSOE, aprovechando el desgaste del PP por los múltiples casos de corrupción y presentándose como la alternativa de gobierno capaz de modernizar el  capitalismo español a través de una gestión socialdemócrata.

Pocos días atrás el gobierno del PP consiguió aprobar los Presupuestos Generales del Estado, ley fundamental que muestra con claridad el apoyo parlamentario a la gestión liberal y antipopular del PP para la salida de la crisis económica. La moción de censura tal vez sirva a los intereses partidistas de Unidos Podemos, pero también traerá como consecuencia una nueva legitimación del gobierno.

La moción de censura presentada por Irene Montero fue argumentada sobre la base de la “mala gestión” del PP, cuyo elemento más aberrante son los desbordantes casos de corrupción. Los comunistas despreciamos la corrupción del PP y la naturalidad con la que hoy se presenta ante la sociedad, pero es un engaño absoluto la forma como la presenta Unidos Podemos. La corrupción es una práctica inherente a un sistema económico que se fundamenta en el robo generalizado de la fuerza de trabajo de una mayoría social para el enriquecimiento de unos pocos. La corrupción es la forma que tiene el sistema de repartir el fruto de nuestro trabajo con los políticos profesionales que gestionan el aparato del Estado, robando en este caso parte de nuestro salario indirecto que está en manos de las arcas públicas. La corrupción es la práctica que mejor fusiona los intereses individuales de miles de políticos profesionales con los intereses de la burguesía., garantizando la obediencia de los primeros, sean del partido que sean, hacia los segundos. 

Tras la exposición de los motivos de la moción, Unidos Podemos ha expuesto esquemáticamente su programa de gobierno, con el que se presenta ante el capital como una fuerza socialdemócrata homologable capaz de gobernar. Pablo Iglesias, con frases como [el PP] “pone en riesgo nuestras instituciones” o “pone en riesgo nuestra democracia”, actúa como el mejor blanqueador de la institucionalidad burguesa y echa tierra encima de la concepción de la lucha de clases. En ningún momento sus propuestas amenazan la base capitalista del país ni los acuerdos internacionales con la UE o la OTAN. Unidos Podemos se ha presentado como el buen gestor que la España capitalista necesita, proponiendo una modernización de la economía basada en un aumento del consumo interno que puede interesar a ciertos sectores burgueses.

El Partido Comunista de los Pueblos de España llama a la clase obrera y los sectores populares a romper con los falsos dilemas ante los que interesadamente nos quieren situar. El capitalismo es un tren de sentido único; sin importar el maquinista, siempre se dirige al mismo lugar. Más allá de “buenas” o “malas” gestiones, más o menos abiertamente corruptas, liberales o socialdemócratas, estatales o regionales, todas ellas conllevan un mayor enriquecimiento de la clase burguesa mientras la clase obrera se empobrece más y más. Ninguna confianza debe ser depositada en los partidos del arco parlamentario actual; nuestra salida es la ofensiva obrera y popular en la calle y en los centros de trabajo.

¡NUESTRA MOCIÓN DE CENSURA ES AL CAPITALISMO!

Madrid, 14 de junio de 2017

Secretariado Político del PCPE